Buscar este blog

sábado, 15 de diciembre de 2018

Marcelo Bonaldi - Matrimonio homosexual en la Edad Media -

Siempre se creyó que desde su creación la Iglesia Católica condenó la homosexualidad. En el siglo XX se descubrió que, en la Edad Media, ese período que casi siempre se recuerda como oscuro o inútil, la Iglesia permitió
una suerte de matrimonio homosexual. Este matrimonio era permitido e incluso apoyado por la Iglesia, puesto que se trataba de un ritual religioso normal, solo que con dos personas del mismo sexo. Se trata de la adelfopoiesis (literalmente, hacer hermanos).

Representación de una ceremonia de adelfopoiesis 

Este ritual era celebrado por la Iglesia Bizantina, pero también se tiene constancia de que esta práctica se realizaba en Inglaterra e Irlanda, debido a que hay algunas tumbas con inscripciones amorosas y nombres de dos hombres. Además el historiador inglés John Boswell encontró documentos en el Archivo Vaticano que verifican este ritual. Se conocen documentos que prueban estas relaciones desde el siglo IX y hasta finales del siglo XIII.

El primer historiador en describir cómo era el ritual fue el azerbaiyano Pável Florenski en 1914, según el mismo:
¨Los hermanos, que están colocados en la iglesia delante del atril, en el cual se encuentra la cruz y las escrituras; el mayor de los dos se coloca a la derecha, mientras que el más joven se coloca a la izquierda; se realizan oraciones y letanías que piden que los dos sean unidos en el amor y se les recuerda ejemplos de amistad de la historia de la Iglesia; se ata a los dos con un cinturón, colocan sus manos sobre los evangelios y se les da a cada uno una vela ardiendo; se leen los versos de la Primera carta a los corintios 12:27 a 13:8 (discurso de san Pablo sobre el amor) y del Evangelio de Juan 17:18-26 (discurso de Jesucristo sobre la unidad); se leen más oraciones y letanías como las indicadas en el punto 2; se lee el Padre nuestro; los futuros hermanos reciben los regalos santificados de una copa común; se les conduce alrededor del atril mientras se dan la mano y se canta el siguiente troparion: «Señor, mira desde el cielo y ve»; intercambian besos; por último, los presentes cantan: «¡Oh, ¡qué bueno, ¡qué dulce habitar los hermanos todos juntos!» (Salmos 133:1). Una de las oraciones, que se recitan durante la ceremonia, es la siguiente: ¨Dios todopoderoso, que fuiste antes que el tiempo y serás por todos los tiempos, que se rebajó a visitar a los hombres a través del seno de la Madre de Dios y Virgen María, envía a tu santo ángel a estos tus servidores [nombre] y [nombre], que se amen el uno al otro, así como tus santos apóstoles Pedro y Pablo se amaban, y Andrés y Jacobo, Juan y Tomás, Jacobo, Felipe, Mateo, Simón, Tadeo, Matías y los santos mártires Sergio y Baco, así como Cosme y Damián, no por amor carnal, sino por la fe y el amor del Espíritu Santo, que todos los días de su vida permanezcan en el amor. Por Jesucristo, nuestro señor. Amén¨

En el ritual se hace referencia a los Santos Mártires Sergio y Baco. Estos últimos fueron importantes militares del emperador Maximiliano (Imperio Romano). Formaban una pareja homosexual y fueron martirizados al saberse que eran cristianos. Sus nombres se siguen venerando en matrimonios homosexuales y son considerados de forma no-oficial como los santos patronos de las relaciones entre hombres.

San Sergio y San Baco, patronos de la adelfopoiesis

Existen dos posturas frente a la adelfopoiesis. Una es la de la Iglesia y algunos historiadores creyentes (como Pável Florenski), que defienden que en realidad se trataba de una simple unión entre amigos para compartir dinero y heredarse mutuamente, sin ningún trasfondo sexual. Otros historiadores, como John Boswell y Alan Bray, sostenían que en realidad era una forma de ocultar las relaciones homosexuales.

Aunque la Iglesia respetó esta práctica, a principios del siglo XIII se intensificaron las persecuciones a los homosexuales por parte del catolicismo, obteniendo como resultado la desaparición de esta ceremonia. A partir de entonces, la Iglesia hizo todo lo posible por ocultar la existencia de este ritual. Esta es la razón por la cual hoy nos resulta extraña esta relación entre el cristianismo y la homosexualidad.

---


Fuentes:

Boswell, John-¨The Marriage of Likeness: Same-Sex Union in Premodern Europe¨ (1994) Villard Books, New York, New York City.

Florenski, Pável- ¨La columna y el fundamento de la verdad¨ (1914), reeditado en 2010 por Ediciones Sígueme.

https://es.wikipedia.org/wiki/Adelfopoiesis

https://es.wikipedia.org/wiki/Anexo:Cronología_de_la_historia_LGBT

https://es.m.wikipedia.org/wiki/Sergio_y_Baco_(mártires)

No hay comentarios:

Publicar un comentario